Argentina



8A, la nueva batalla de una lucha ganada

Hoy, 8 de agosto, se libra una nueva batalla en la lucha por la legalización del aborto en Argentina. A partir de las 10:00 horas se abre el debate en el Senado para decidir en esta cámara si se ratifica el proyecto que llegó de Diputados, si se sanciona un proyecto con modificaciones o si no se aprueba ningún proyecto que permita la interrupción voluntaria del embarazo.

Fuente: BAE Noticias

Fuente: BAE Noticias

Por Fundación Rosa Luxemburgo

Millones de personas estarán agolpadas en inmediaciones del Congreso Nacional esperando la respuesta de un poder legislativo, que sea la decisión que tome, ya no puede desconocer la centralidad que tiene este debate para la sociedad argentina.  Más allá del resultado que surja del Congreso, hay varias batallas que el movimiento feminista ya ha ganado en el marco de esta lucha. La primera de ellas es que, en medio de un contexto de restauración y profundización conservadora en el país –e incluso en la región- el debate por el aborto es sin duda el único proceso democratizador que experimenta actualmente la Argentina. Incluso estamos en condiciones de afirmar que es el debate más democrático de este siglo en el país. El movimiento feminista se consagra hoy como una experiencia única de construcción de poder popular que logra, desde abajo, imponer a los poderes del Estado el tratamiento de un tema fundamental para el reconocimiento de derechos de las mujeres y las personas gestantes.

La ola verde, nombre que se le ha dado a esta nueva expresión feminista, multitudinaria, intergeneracional y sin distinciones de clase, ha logrado que durante cinco meses la sociedad escuche, en altos decibeles, su consigna: “educación sexual para decidir, anticonceptivos para no abortar y aborto legal para no morir”. Por primera vez, después de siete presentaciones del proyecto de ley, la cámara de diputados trató y aprobó el proyecto luego de un debate plural que alcanzó las 730 exposiciones y en el que hubo lugar para todas las voces. El debate y la presentación de argumentos está más que dada a los congresistas, durante el plenario de comisiones del senado se presentaron 60 exposiciones con la misma diversidad que en diputados.

Fuente: Campaña Nacional por el Aborto Legal, Seguro y Gratuito (facebook)

Fuente: Campaña Nacional por el Aborto Legal, Seguro y Gratuito

“Ahora que estamos juntas, y ahora que si nos ven”, es uno de los cánticos más escuchados en las movilizaciones feministas. Y habla justamente de la organización, de la masividad, pero también de la horizontalidad y de lo genuino de un movimiento que se ha posicionado en la vanguardia de los movimientos sociales no sólo de Argentina, sino de todo el mundo.  La experiencia de la Campaña Nacional por el Aborto Legal, Seguro y Gratuito se ha extendido por todos los rincones de América Latina, pañuelos de distintos colores están protagonizando nuevas luchas en la región a favor de este derecho. El feminismo se organiza, se internacionaliza y se consolida como ideología, como movimiento, como forma específica de construcción política; y por tanto como una nueva forma de poder en el que la igualdad y la libertad se instalan como fundamentos esenciales de todas las relaciones sociales. El movimiento feminista en Argentina se suma, en este sentido, otro triunfo que es el de mostrar nuevamente su capacidad para atravesar fronteras y marcar rumbos de lucha.

En el Congreso Nacional, en las calles, en las redes sociales, y en las mesas de todas las familias argentinas se está debatiendo el tema; el tabú se ha derrumbado y hoy las mujeres que se practicaron alguna vez un aborto dejaron de cargar en sus mochilas el peso de una condena social mediada por el silencio. Ahora sabemos que son muchas las mujeres que han interrumpido voluntariamente su embarazo, miles contaron sus experiencias, mujeres de todas las edades ratificaron la convicción de ser libres sobre su propio cuerpo, y cientos de trabajadores y trabajadores de la salud se expresaron a favor del aborto.

La definición en el Senado no alterará el crecimiento y la capacidad del movimiento, ni la certeza de que cualquier persona que quiera hoy interrumpir su embarazo estará acompañada por parte mayoritaria de la sociedad, y cuidada por redes de mujeres y profesionales de la salud que hicieron públicos sus rostros y sus nombres para dejarlos al servicio de esta causa. Esto no tiene retroceso y esa es otra de las grandes batallas ganadas.

Fuente: Campaña Nacional por el Aborto Legal, Seguro y Gratuito (facebook)

Fuente: Campaña Nacional por el Aborto Legal, Seguro y Gratuito

Lo que suceda mañana será decisivo para el devenir del movimiento feminista, pero no en términos de unidad y fuerza, sino en la continuidad de esta pelea o en la definición de nuevas agendas de lucha. La movilización en las calles será, posiblemente, la que defina el destino del posicionamiento del senado. Se aspira a que, como sucedió en diputados, los datos basados en evidencia y la magnitud del apoyo social al proyecto de ley sean los únicos argumentos que se necesiten para tomar decisiones en relación a un tema de derechos, libertades, y salud pública.

Más allá del resultado de la votación, nos interesa resaltar que en tiempos en los que en Argentina se legisla mediante decretos ejecutivos, sin debates y a espaldas de la sociedad; esta masa de pañuelo verde motorizó la posibilidad de una experiencia verdaderamente democrática que quedará plasmada para siempre en los anales de la historia Argentina.

Fuente: Sobre la Hora

Sobre la hora